Lo que va de su siglo a nuestro siglo (Año Sacro)

Mujer fue, pero valió por muchos hombres en aquel siglo de nuestra grandeza en que los hombres lo eran de veras. En sí reunió como en raro ejemplar las condiciones más características del pueblo católico español de su tiempo. A más de tres siglos de distancia ni la empequeñecen sucesos posteriores, ni la obscurece la…

La defensa de la Fe con las armas (Año Sacro)

Nuestra antigua España, la España de la tradición y de la fe de Santiago, trae, a juicio del Racionalismo y del Semirracionalismo modernos, la gran mancha de haber defendido en todos tiempos a filo de espada aquella fe y tradición. Y a los fieles herederos de ella se nos echan en rostro muy frecuentemente análogas…

Sursum Corda (Año Sacro)

Pues, sí, indudable es y no hay para qué disimularlo. Reina hoy día en el organismo social, y hasta en no pocos católicos, un aplanamiento de espíritu, que es el peor tal vez de los males que aquejan a la presente generación. Ante los alardes de la impiedad, dueña, siquier oficialmente, del mundo, y cuyas…

La Santa Cuaresma (Año Sacro)

¿Eres católico, lector? ¿sí o no? Si no lo eres, no hablo contigo en este día: suéltame y vete a otro asunto. Mas si lo eres, si algo retienes aún de tu verdadera Religión, si no te has atrevido todavía a renegar de la fe de tu Bautismo, léeme bien, medítame, y luego haz como…

A pecado sin límite, reparación sin medida (Año Sacro)

Amor y Reparación, volvemos a repetir: he aquí dos palabras que condensan todo el pensamiento que debe ocupar al verdadero cristiano en tales días. Amor y Reparación, que son dos palabras, pero son una sola cosa, porque no se puede dar la una sin la otra, de tal suerte se entrelazan y confunden e identifican….

La Casa modelo (Año Sacro)

Un Decreto del Papa Benedicto XV fijó para el domingo dentro de la Octava de la Epifanía, fiesta especial con Rezo y Misa propios en obsequio a la Sagrada Familia, que hasta hace poco en esta forma no los había tenido. Quiere la Iglesia que además de los días consagrados al Infante Jesús, a su…